header print

Conoce Las Características De La Personalidad Tipo D

El Redactor: Jessica Quinonez

 Si tienes la tendencia a sentirte sombrío, te mantienes oculto u ocultas tus emociones a los demás, podrías ser una personalidad Tipo D. Los tipos de personalidad fueron identificados originalmente por los cardiólogos en la década de 1950 como parte de una investigación realizada para determinar qué individuos podrían tener un mayor riesgo de desarrollar enfermedades del corazón.

Se han descubierto numerosos tipos de personalidad adicionales en los años posteriores y se han etiquetado con letras específicas para representar un conjunto de rasgos de personalidad estampados. La personalidad tipo A, por ejemplo, consiste en rasgos como la competitividad, la agresividad y los altos niveles de ambición. Se descubrió que las personas con esta personalidad tienen un mayor riesgo de experimentar complicaciones cardíacas, como presión arterial alta y enfermedades cardíacas.

Los tipos de personalidad no se refieren a un diagnóstico de salud mental, en realidad se refieren a un patrón de rasgos que pueden ayudar a los investigadores a saber quién podría estar en riesgo de ciertas complicaciones de salud.
 

Personalidad tipo D

Personalidad Tipo DEl tipo de personalidad Tipo D fue identificado por primera vez durante la década de 1990 por un psicólogo e investigador belga llamado Johan Denollet. La "D" en el nombre significa "angustiado" de la palabra en inglés “distressed” y se refiere a un conjunto de rasgos de personalidad tales como:

• Sentimientos de preocupación

• Tristeza

• Irritabilidad

• Perspectiva pesimista

• Diálogo interno negativo

• Evitar situaciones sociales

• Falta de confianza en sí mismo

• Miedo al rechazo

• Sentirse sombrío

• Desesperanza

Si bien es cierto que todos sentimos estas cosas a veces durante nuestras vidas, las personas con personalidades de Tipo D tienden a experimentarlas con mayor frecuencia y constancia con el tiempo que aquellas que no lo son.

¿Cómo sé si soy un tipo D?

Las personalidades tipo D se identifican a partir del grado de inhibición social y afectividad negativa de un individuo. El primero se refiere al grado en que un individuo se aleja de las interacciones sociales por temor al rechazo o al juicio, mientras que el segundo se refiere al grado en que un individuo siente tristeza, preocupación e irritabilidad.

Preguntas a considerar

Cómo sé si mi personalidad es tipo D

Se pueden hacer las siguientes preguntas para determinar si tiene una personalidad Tipo D:

• ¿Tiendo a reprimir mis emociones y no mostrarlas a los demás?

• ¿Me resulta difícil conocer personas nuevas?

• ¿Me abrumo fácilmente en situaciones difíciles?

• ¿Tiendo a evitar las interacciones sociales cuando es posible?

• ¿Hablo a menudo negativamente conmigo mismo?

• ¿A menudo me siento triste o irritable?

• ¿Tiendo a estar de mal humor la mayor parte del tiempo?

• ¿Me preocupo mucho?

Desafíos emocionales

Compartir nuestras emociones con las personas a menudo puede llevarnos a sentirnos vulnerables, pero para las personas con personalidad Tipo D, hacerlo puede ser francamente aterrador. De hecho, comúnmente temen el rechazo y el juicio de los demás y generalmente trabajan para ocultar sus emociones con el fin de protegerse de tales experiencias. Los Tipo D también encuentran que confiar en las personas es más difícil que otros.

Salud física

Salud física personalidad tipo D

Como las personas con diabetes tipo D trabajan arduamente para sofocar, cubrir y ocultar sus emociones más desafiantes, son más susceptibles a complicaciones de salud como la enfermedad de las arterias coronarias, la función inmune comprometida y la inflamación crónica. Esto es provocado por la enorme cantidad de angustia que los Tipo D tienden a provocar en sus cuerpos debido a la sofocación, la cobertura y la ocultación de sus emociones. Se manifiesta en forma de aumento de la frecuencia cardíaca y aumento de la liberación de azúcar en la sangre, entre otros.

Relaciones

La interacción social puede ser difícil para las personalidades de tipo D debido al aumento de la preocupación y la tristeza que experimentan sobre las personas con personalidad que no es de tipo D. Además, los individuos tipo D generalmente tienen dificultades para crecer y mantener relaciones debido a su mayor afectividad negativa e inhibición social. Esto los lleva a ser percibidos como pesimistas, sombríos e inaccesibles a los ojos de socios, amigos y familiares.

Escuela y carrera

Desempeño académico personalidad Tipo DLa inhibición social, como se muestra en el tipo D, tiende a dificultarles encontrar un sentido de pertenencia e intereses compartidos con los demás, además de causarles una mayor angustia cuando se enfrentan a tareas o proyectos grupales. Esto a menudo los lleva a ser percibidos como desconectados de nuestra falta de voluntad para participar. Además, el tipo D también puede tener dificultades para establecer y alcanzar objetivos personales. También tienden a estresarse demasiado por las tareas o proyectos en el trabajo o en la escuela, pronosticando inmediatamente un resultado negativo para sus esfuerzos.

Pasos a seguir si eres un tipo D

Estos son algunos pasos que puede seguir si determina que es una personalidad tipo D:

• Interlocución positiva: identificar y desafiar los viejos patrones de interlocución negativa puede ayudar a las personas a comenzar a comprender cómo esto ha afectado tu toma de decisiones, comportamientos y relaciones. Tomar tiempo para descubrir e incorporar un diálogo interno honesto y positivo puede cambiar las reglas del juego para las personas con personalidad tipo D.

• Regulación emocional: lidiar con la tristeza, el estrés y la preocupación puede ser un desafío para los tipos de personalidad tipo D. Comprender cómo funcionan estas emociones y sintonizar cómo pueden ser de ayuda para nosotros puede permitir una toma de decisiones más saludable y menos angustia. Por ejemplo, podrían considerar: "Cuando me siento irritable, ¿qué es lo que necesito?"

• Habilidades de afrontamiento saludables: puede ser útil incorporar comportamientos nuevos y saludables para ayudar a lidiar con momentos de angustia. Dado que muchas personas de tipo D se han vuelto tan buenas para reprimir y ocultar sus emociones, aprender a ser más conscientes de sus patrones emocionales puede ayudarlos a navegar mejor la angustia y hacer frente de manera más saludable.

• Habilidades interpersonales: la inhibición es un sello distintivo de los tipos de personalidad tipo D, por lo que aprender a superar los desafíos sociales es clave. Encontrar maneras de llegar a los demás, buscar intereses comunes y aprender a asumir pequeños riesgos emocionales con los demás puede ser una gran práctica. Esto puede ser algo tan simple como decir "Hola" a alguien nuevo o aprender a iniciar una conversación con otros.

• Ejercicio: incorporar ejercicio regular en nuestras rutinas diarias puede ser útil en una variedad de niveles. Para aquellos con rasgos de personalidad tipo D, puede permitirles regular mejor sus emociones y encontrar comportamientos de afrontamiento saludables. El ejercicio físico ayuda a regular las hormonas del estrés y puede ofrecernos una oportunidad para aliviar la tensión.

• Tolerancia a la angustia: la vida naturalmente tiene altibajos, por lo que eliminar la angustia por completo no es una opción realista. Sin embargo, aprender formas saludables de manejar momentos estresantes es de gran ayuda. Técnicas como la respiración, la atención plena y la práctica de la gratitud son ejemplos de formas apropiadas de manejar situaciones estresantes.

• Autoeficacia: las personas con rasgos de personalidad tipo D pueden tener dificultades para sentirse optimistas y poder influenciar el cambio en sus propias vidas. Descubrir y celebrar pequeñas victorias puede ayudar a las personas a aumentar su sentido de autoeficacia. La autoeficacia es un concepto que se refiere a cuán competentes creemos que somos y al nivel en que nos vemos capaces de completar con éxito las tareas, por ejemplo. Celebrar victorias, no importa cuán pequeñas sean, y hacer un inventario de nuestras fortalezas puede ser de ayuda para aumentar nuestro sentido de autoeficacia.

• Construcción de relaciones: debido a su inhibición y sus temores sobre el rechazo y el juicio, es comprensible que las personas de tipo D tengan dificultades para construir y mantener relaciones cercanas. Aprender a confiar, comunicarse de manera efectiva y ser un compañero saludable puede ser fundamental para aumentar la calidad de vida en esta área. La asesoría puede ayudar a las personas a aprender cómo navegar eficazmente los conflictos en las relaciones y ofrecerles orientación sobre cómo construir y mantener conexiones cercanas y saludables.

• Establecimiento de objetivos: la esperanza y el optimismo son un desafío para las personas con diabetes tipo D. Aprender a establecer objetivos significativos puede ayudar a las personas a obtener claridad de sus valores y prioridades personales. El establecimiento de objetivos a corto plazo puede permitir a las personas aprender a enfocarse en su futuro con un mayor sentido de esperanza, optimismo y confianza.

• Atención plena o Mindfulness: la atención plena, la oración y la meditación pueden ofrecer a las personalidades de tipo D una forma de encontrar calma, aumentar la paz, recuperar la esperanza y ofrecer un método confiable para regular sus emociones en momentos de angustia. Hay una variedad de beneficios, emocional y físicamente, para practicar la atención plena y aprender a reducir la velocidad al comenzar a experimentar angustia.

Fuente 

Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Al hacer clic en "Unirse", acepta nuestros Términos y Política de privacidad
Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Al hacer clic en "Unirse", acepta nuestros Términos y Política de privacidad