header print

7 Extrañas Partes De Tu Cuerpo Que Posiblemente No Conoces

El Redactor: Ysabel T. L.
 El cuerpo humano es un gran misterio que continúa fascinando a los científicos incluso hoy en día. De hecho, hay muchos secretos del cuerpo humano que se han desvelado solo en los últimos años. Por ejemplo, ¿sabes que tenías un agujero en el párpado? ¿O que se descubrió una nueva parte del cuerpo en 2016? La verdad es que hay varias partes del cuerpo y órganos inusuales que la mayoría de nosotros ni siquiera conocemos.

Echemos un vistazo a algunas de las partes del cuerpo extrañas y poco conocidas que no sabías que tenía. 

Publicación relacionada: ¡Estas partes del cuerpo fueron descubiertas en los últimos 10 años!

1. Agujero de párpado

1. Agujero de párpadoFuente imagen - Wikimedia Commons

Puede que no lo hayas notado, pero hay un agujero muy pequeño en la parte inferior de tus párpados. Puede encontrarlo quitando el párpado superior o inferior del ojo. No te asustes si lo notas por primera vez. El pequeño agujero se llama punctum lagrimal y es completamente normal y totalmente ordinario.

Este orificio se encuentra en la esquina interna de cada ojo y conduce al conducto lagrimal, que ayuda a drenar las lágrimas del ojo hacia la nariz. Básicamente, es una parte del marco de canalización y filtración de nuestros ojos. Curiosamente, al igual que nuestro cabello, color de piel y altura, este pequeño agujero difiere en tamaño de una persona a otra.

2. Músculos de Palmaris longus en el antebrazo

  2. Músculos de Palmaris longus en el antebrazo.
Fuente imagen - Wikimedia Commons

Palmaris longus es un músculo largo del antebrazo anterior y es uno de los cinco músculos que actúa en la articulación de la muñeca. Se extiende desde el codo hasta la palma y es conocido como uno de los músculos más variables del cuerpo humano. ¡Sorprendentemente, la investigación ha encontrado que más del 10% de los humanos ni siquiera tienen este músculo! 

Pero eso no es nada de qué preocuparse ya que los científicos dicen que el músculo es intrascendente. La presencia del palmaris longus no nos da ningún brazo extra notable o fuerza de agarre. De hecho, los cirujanos a menudo lo quitan y lo usan para cirugía reconstructiva o plástica en otros lugares del cuerpo. 

3. Músculos auriculares en el oído

 3. Músculos auriculares en el oído.
Fuente imagen - Wikimedia Commons
El oído humano incluye una serie de músculos auriculares o extrínsecos que la mayoría de nosotros ni siquiera conocemos. El auricular está formado por el músculo auricular anterior, el músculo auricular superior y el músculo auricular posterior. En muchos mamíferos, los movimientos del oído producidos por los músculos auriculares les ayudan a detectar el sonido y expresar las emociones. Sin embargo, en humanos, los músculos se consideran vestigiales o no funcionales; aunque pocos individuos pueden mover sus oídos voluntariamente. Charles Darwin había observado que, dado que los humanos capturan los sonidos colocando la cabeza para recibirlos, no necesitan los músculos auriculares. 

4. El arrector pili o los músculos de la piel de gallina

4. El arrector pili o los músculos de la piel de gallina
Fuente imagen - Wikimedia Commons

¿Alguna vez te has preguntado por qué te pone la piel de gallina? Sí, sabemos que se nos pone la piel de gallina cuando vemos una escena de terror en una película de terror. Incluso una repentina ráfaga de viento congelado o aumento en el aire acondicionado hace que nuestro cabello se ponga de pie y nuestra piel se erice. La piel de gallina se produce cuando los músculos del retractor pili hacen que el cabello se ponga de pie. ¿Alguna vez has oído hablar de estos músculos? Los arrector pili son músculos pequeños, lisos e involuntarios que una persona no puede contraer voluntariamente. Esta es la razón por la cual las personas no pueden tener la piel de gallina. 

Este músculo conecta el folículo piloso con el tejido conectivo de la membrana basal. Cuando se contrae, jala los pelos hacia una posición vertical. Esto conduce a un bulto en la superficie de la piel y se produce la condición momentáneamente rugosa conocida como piel de gallina o piel de gallina. En aquellas áreas del cuerpo que no tienen mucho cabello o tienen cabello claro, solo verá el folículo piloso erecto y no el cabello en sí.

5. El órgano de Jacobson

5. El órgano de Jacobson
Fuente imagen- Wikimedia Commons
El vomeronasal, o el órgano de Jacobson, ayuda a muchos animales a detectar feromonas. En humanos adultos, se ha considerado comúnmente como ausente o vestigial. Es un órgano olfativo accesorio situado en el tercio anteroinferior del tabique nasal. El órgano de Jacobson en humanos consiste en un saco ciego con un conducto que se abre anteriormente en la cavidad nasal.
Según varios investigadores, el corte en serie del tabique nasal muestra la presencia y la ubicación del vomeronasal. Sin embargo, el órgano carece de neuronas sensoriales y fibras nerviosas y puede variar en tamaño y forma. Según un estudio publicado en el Centro Nacional de Información Biotecnológica, el órgano de Jacobson "contiene células sensoriales olfativas especializadas que funcionan como neuronas aferentes en la recepción de feromonas a través del nervio craneal terminal y también produce hormona liberadora de gonadotropina". 

6. Vasos cerebrales conectados al sistema inmune

6. Vasos cerebrales conectados al sistema inmune.
En 2015, los investigadores hicieron un descubrimiento deslumbrante de que el cerebro está directamente conectado al sistema inmune a través de vasos previamente desconocidos. Esta es una conexión que los investigadores habían pensado anteriormente que no existía, pero ahora ha salido a la luz que, si bien los vasos nunca antes vistos viven en el cerebro, son parte de nuestro sistema inmunológico.
Estos vasos se habían escondido en las meninges, la capa de tejido que cubre el cerebro. El descubrimiento de estos vasos (o linfáticos cerebrales) ciertamente nos ayudará a comprender mejor el cerebro humano y podría conducir a nuevos avances significativos en la búsqueda de tratamientos para el Alzheimer, La esclerosis múltiple y otras enfermedades neurológicas relacionadas con el sistema inmunitario.
La revelación de estos nuevos vasos cerebrales también plantea muchas preguntas nuevas y debe esperar respuestas más reveladoras en los próximos años. Este nuevo órgano bien podría mostrarnos nuevas formas de lidiar con las condiciones del sistema nervioso central. 

7. Mesenterio

7. Mesenterio
Fuente imagen - Wikimedia Commons
En 2016, los investigadores agregaron oficialmente un órgano nuevo a los libros de texto de anatomía conocido como mesenterio. Se encuentra en nuestra cavidad abdominal y es un cinturón de tejido que mantiene nuestros intestinos en su lugar. La parte del cuerpo se escondía a la vista en nuestro sistema digestivo, pero los anatomistas siempre creyeron que estaba compuesta por varios segmentos diferentes en lugar de ser una sola estructura. Sin embargo, los investigadores ahora han descubierto que el mesenterio es, de hecho, una sola banda de tejido. Comienza en el páncreas y continúa hacia abajo a través del intestino delgado y el colon. Mantiene estos órganos vitales con firmeza y los ayuda a mantener su estructura. "Sin él, no se puede vivir", dice J. Calvin Coffey, investigador del Hospital de la Universidad de Limerick y cirujano colorrectal. "No hay casos reportados de un Homo Sapien viviendo sin un mesenterio".
¡Comparte esta publicación con los amantes de la ciencia!
Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Al hacer clic en "Unirse", acepta nuestros Términos y Política de privacidad
Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Al hacer clic en "Unirse", acepta nuestros Términos y Política de privacidad