header print

Las Formas Más Populares De Medicina Alternativa

En la actualidad, es muy común encontrar practicantes de diferentes formas de medicina alternativa, que trabajan en conjunto con médicos y profesionales de la salud para tratar diversas condiciones médicas. A diferencia de los enfoques científicos, la medicina alternativa considera al cuerpo como una unidad que sebe ser tratada de forma íntegra, y no de forma específica para resolver un problema en particular. 

Cada vez son más los testimonios de personas que han utilizado esta medicina para tratar cuadros de dolor crónico, lesiones, estrés, y otras afecciones con resultados exitosos. Si estás considerando probar un nuevo método para proteger y mejorar tu salud, estas 10 alternativas podrían ser la respuesta…

1- Osteopatía
 
 
La práctica de osteopatía se basa en la creencia de que los huesos, los músculos, las articulaciones y el tejido conectivo no solo tienen la función evidente de formar parte de nuestro cuerpo, sino que también desempeñan un papel central en el mantenimiento de la salud. En este sentido, la osteopatía ve al cuerpo humano como una unidad, y no como un conjunto independiente de estructuras y órganos. 

Los practicantes de esta técnica utilizan sus manos para estimular y ejercer presión sobre diversas áreas del cuerpo, con el objetivo de impulsar al cuerpo a iniciar el proceso de autocuración.

2- Medicina naturopática  
 
 
La mayoría de las personas recurre a la medicina naturopática cuando su médico de cabecera no logró diagnosticar o tratar la condición con éxito. Las prácticas naturistas son una de las formas más comunes de medicina alternativa, en especial entre pacientes que padecen enfermedades crónicas y dolores que se han prolongado por años. 

Los practicantes de esta disciplina han sido entrenados para ayudar a que los pacientes se involucren activamente en el cuidado de su salud, inculcándoles hábitos saludables y realizando cambios basados en cada caso individual. Al igual que la osteopatía, la medicina naturopática apunta a la sanación del cuerpo como unidad íntegra. 

3- Terapia de masajes
 
 
La terapia de masajes es una forma muy popular de medicina alternativa, recomendada por los profesionales de la salud como complemento de tratamientos médicos. Por lo general, los masajes suelen utilizarse para reducir el estrés, tratar desgarros musculares, aliviar dolores de cabeza y migrañas, etc. Los masajistas profesionales se enfocan en los músculos afectados por una lesión o una condición médica, ejerciendo una suave presión y estimulando la zona con sus manos, antebrazos y codos. 

4- Quiropráctica
 
 
La medicina quiropráctica se enfoca en trastornos asociados a la columna, los nervios y las articulaciones, manipulando y ajustando áreas que contribuyen al dolor de espalda, los espasmos musculares, los calambres, el dolor de cabeza crónico y los problemas en las articulaciones. Dependiendo de cada caso, el quiropráctico puede complementar la manipulación manual con estimulación eléctrica, aplicación de frío o calor, y ejercicios de estiramiento. 

Debido a que el ajuste de ciertas zonas del cuerpo puede producir un sonido de crujido en los huesos, muchas personas consideran a este tratamiento como una terapia fuerte y un tanto agresiva. Sin embargo, son cada vez más los testimonios de personas que se han beneficiado de esta técnica. 

5- Acupuntura
 
 
La técnica de acupuntura consiste en la inserción de pequeñas agujas en puntos estratégicos del cuerpo, que dependen de la condición padecida por el paciente. De acuerdo con la Clínica Mayo, la medicina tradicional China considera a estos puntos como una forma de equilibrar el flujo de energía que circula a través de diferentes “vías” en el cuerpo, conocidas como meridianos. Para obtener más información sobre esta maravillosa técnica haz click aquí.

6- Reflexología
 
 
A pesar de no ser tan conocida como otras formas de medicina alternativa, la reflexología ha comenzado a ganar popularidad en el último tiempo. En esta técnica, el reflexólogo a cargo de la sesión ejerce presión sobre puntos específicos en las manos, pies, nariz y orejas, con el objetivo de producir un efecto beneficioso sobre un órgano situado en otra parte del cuerpo. 

De acuerdo con los practicantes de reflexología, esta técnica puede ser utilizada para aliviar numerosas dolencias, entre ellas el dolor de espalda y cuello, los calambres menstruales, las cefaleas, el asma, el estrés y la ansiedad.  

7- Homeopatía
 
 
La homeopatía es considerada como una pseudomedicina, que consiste en el uso de cantidades ínfimas de sustancias que en grandes dosis producirían síntomas parecidos a los de la enfermedad que está siendo tratada. Para ello, los practicantes de esta técnica deben conocer la historia y los antecedentes del paciente en profundidad, desde su historial clínico hasta sus hábitos alimenticios, su capacidad mental, sus relaciones y sus patrones de sueño. 

Los remedios homeopáticos están preparados con ingredientes naturales que buscan ayudar a que el cuerpo inicie su proceso de autocuración, fortaleciendo sus mecanismos de defensa naturales, sin los efectos negativos de los fármacos químicos.  

8- Ayurveda
 
 
La ayurveda es una de las formas más antiguas de medicina holística originada en la India. La práctica de esta disciplina se basa en el impacto y la interacción del cuerpo humano con los cinco elementos: tierra, agua, aire y fuego, estableciendo como objetivo el equilibrio de las energías elementales dentro del cuerpo y en la vida. 

Esta forma de medicina alternativa proporciona un sistema que nos permite entender el conjunto de energías y cualidades en movimiento en relación a nuestras prácticas de vida diarias, de manera de poder utilizarlas para impedir o prevenir los desequilibrios que causan enfermedad y alcanzar una relación  armónica con los ritmos cósmicos de la naturaleza.

9- Reiki
 
 
El reiki es una práctica espiritual mediante la cual los practicantes buscan trasferir energía universal al paciente a través de la imposición de manos, con el objetivo de tratar enfermedades y desequilibrios físicos, mentales y emocionales.

Muchas personas recurren a esta disciplina para reducir los niveles de estrés, que es uno de los principales causantes de la falta de energía y la incapacidad del cuerpo para autocurarse de forma natural. 

10- Aromaterapia

 
Los practicantes de esta técnica utilizan aceites esenciales para crear combinaciones aromáticas que pueden contribuir al proceso de sanación. Los aceites utilizados en este tratamiento son preparados con diferentes ingredientes que incluyen hierbas, flores, espacias y plantas, de manera de transmitir al paciente la fuerza natural que proviene de ellos. 

En este sentido, los aceites sirven para estimular y fortalecer los mecanismos naturales de defensa y sanación del cuerpo. 
 
Artículo original: Activebeat

Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Regístrate gratis
Qué quisiste decir: