header print

¿Sufres Retención De Líquidos? Prevén Las Hinchazones

 Cuando se acumula líquido en las cavidades y tejidos del sistema circulatorio, se manifiesta en incómodas inflamaciones en las piernas, los pies, los tobillos y las manos. Esta retención de agua, también conocido como edema, es una afección común que sufren las mujeres embarazadas, quienes toman medicación a largo plazo, los que se encuentran postrados en cama, u otros con llevan un estilo de vida sedentario. Un edema no se considera peligroso para en sí mismo, aunque podría ser signo de otros problemas graves; por ejemplo, enfermedad renal o insuficiencia cardiaca. Afortunadamente en la mayoría de casos la clave es la prevención y el tratamiento para reducir estas hinchazones incómodas.
 

Te mostramos 6 de las causas más comunes de edema y algunos excelentes consejos sobre cómo evitar o remediar esta condición:
 
1. Consumo excesivo de sodio 

El cuerpo comienza a retener el agua en "modo de reserva" cuando consumimos alimentos con alto contenido de sodio y bebemos poca agua. Para ayudar a diluir la sal en nuestro sistema (las células del cuerpo se agrandan hasta 20 veces) debemos beber mucha agua. Pero comer demasiada sal en sí no es la única causa unos niveles altos de sodio, ya que muchos vegetales enlatados, salsas y carne procesada también contienen también una gran cantidad de sal.

Recomendación: Sorprendentemente hay una sal que no hara que tu cuerpo retenga agua, sino revertirá la situación. Beber un vaso de agua, ya sea con Sal Céltica o con Sal del Himalaya se ha demostrado que es de gran ayuda.

2. Deficiencia de vitamina B6

La vitamina B6 en realidad controla el equilibrio hídrico de nuestro cuerpo. Si no obtenemos suficiente de esta vitamina, podemos estar en riesgo de retener líquidos e hinchazones. Un estudio ha encontrado que el consumo de la vitamina B6 beneficia enormemente a las mujeres que sufren de edema relacionado con el síndrome premenstrual. Debido a que esta vitamina B6 es soluble en agua y funciona mejor que la toma de los alimentos enteros.

Recomendación: Algunos de los mejores alimentos que puedes comer para aumentar la vitamina B6 son plátanos, carne de res magra, pavo, pollo, atún, patatas (sin pelar), pistachos, frutos secos y semillas de girasol.

3. Déficit de potasio

El potasio también es necesario para mantener el equilibrio de agua del cuerpo, siendo un mineral que controla el funcionamiento de la célula, tejido y órgano funcionamiento. Los niveles de potasio bajan como resultado de no comer alimentos ricos en potasio, tras la sudoración después del ejercicio y por el consumo de alimentos ricos en sodio. El edema se produce a menudo si los niveles de potasio no son adecuados.

Otros problemas que puede originar la deficiencia de potasio son: espasmos musculares, calambres y aumento de peso. El potasio puede reducir el edema, manteniendo los niveles de sodio bajos y aumentando la producción de orina.

Recomendación: Come frutas y verduras en lugar de depender de suplementos de potasio. Las cantidades más altas se dice que se encuentra en el melón y la sandía.

 
4. Desidratación

Es posible que te se sorprendas al descubrir que la falta de agua provoca retención de líquidos e hinchazón. Esto ocurre porque el cuerpo trata desesperadamente de retener tanta agua como sea posible con el fin de seguir con vida. Esta situación se puede evitar bebiendo agua regularmente, así como zumos que son ricos en potasio.

Recomendación: Evitar las bebidas que tienden a deshidratar el cuerpo como gaseosas y café, y beber mucha más agua hasta que el edema se calme.

 

5. Déficit de magnesio

El déficit de magnesio también es causa frecuente de retención de líquidos. Los niveles bajos de magnesio perjudican a diferentes partes, debido a que este mineral se necesita para muchas funciones del cuerpo. Un estudio ha demostrado que el consumo de alrededor de 200 mg de magnesio diarios puede disminuir la retención de agua de las mujeres que sufren de síndrome premenstrual.

Recomendación: Come más alimentos ricos en magnesio o tomar suplementos de magnesio buena calidad para reducir el edema. Algunos alimentos ricos en magnesio son: frutos secos, yogur, espinacas, guisantes, granos enteros, nueces, aguacates, verduras de color verde oscuro y chocolate negro.

6. Consumo excesivo de alimentos procesados
Los alimentos procesados son ricos en azúcar y sodio, y contienen una gran cantidad de aditivos alimentarios que dañan el hígado y los riñones. Ciertos alimentos ricos en azúcar, como los de los edulcorantes artificiales, causan picos de azúcar en la sangre y la insulina. Estos resultados provocan un aumento en la contención de sodio, que en sí es perjudicial para la retención de agua.

Trata de mantener alejados los alimentos procesados. Para mantener tu hígado funcionando bien y para evitar otros problemas de salud potenciales; si has estado consumiendo demasiados alimentos procesados, consume jugos para desintoxicar tu cuerpo. 

Recomendación: Cuando se trata de mejorar la condición de tu cuerpo con respecto a la retención de agua, las siguientes hierbas han demostrado ser útiles, gracias a sus fuertes propiedades diuréticas: perejil, hinojo, ajo, hibisco, ortiga, seda de maíz y cola de caballo.

H/T: healthyfoodhouse.com

Imágenes: Depositphotos

Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Regístrate gratis
Qué quisiste decir: