header print

Deliciosas Alitas De Pollo Al Estilo Buffalo

 Cuando se trata de comida, todos tenemos nuestros placeres culpables favoritos. Pero pocas cosas pueden compararse a un delicioso plato de alitas de pollo bien marinadas. Esta receta es especialmente buena para aquellos que disfrutan ensuciarse las manos mientras comen. Ahora, algunos de vosotros podéis estar pensando que las mejores alitas de pollo se compran en la tienda o se hacen con equipos especiales y novedosos, como un robot de cocina. Pero, en esta receta en particular, todo lo que necesitas es una olla de cocción lenta. Debido al lento proceso de cocción, las alas absorberán toda la salsa y la carne se desprenderá del hueso.
 
Alitas De Pollo a Fuego Lento

Ingredientes:

  • 1 y 1/2 cucharadas de maicena
  • 3 cucharadas de vinagre de manzana
  • 1 taza de salsa picante (tu elección)
  • 3 cucharadas de miel
  • 4 dientes de ajo picados
  • 5 cucharadas de mantequilla, cortadas en trozos
  • 3 libras (1’3 Kg) de muslos de pollo
  • 1 y 1/2 cucharaditas de sal
  • 1 cucharadita de pimienta
Alitas De Pollo a Fuego Lento

 


Instrucciones:

 

1. En un tazón pequeño, agrega la maicena y el vinagre de manzana. Bátelo bien juntos en una lechada asegurando que no queden grumos. Cuando hayas terminado, viértelo en la olla de cocción lenta y agrega la salsa picante, la miel, el ajo y la mantequilla, revolviendo todo.

2. Con la salsa en el fondo de la olla, agrega las alitas o muslitos de pollo, sazonando bien con sal y pimienta. Una vez sazonadas, sumérgelas en la salsa hasta que estén bien cubiertas.

3. Una vez que esté listo, cubre la olla de cocción lenta y deja que se cocinen a fuego lento no muy fuerte durante aproximadamente tres horas. Destapa y revisa para ver si todo el pollo se ve bien cocido y se le desprende la carne del hueso tiernamente. Si todo se ve bien, sirve con aderezo de salsa ranchera o queso azul.

4. Para obtener una ventaja adicional, puedes llevar las alas cocidas lentamente al siguiente nivel de crujientes y sabrosas. Una vez que se hayan cocinado durante tres horas, saca una bandeja para hornear forrada con papel de aluminio. Coloca las alas y rocíalas con salsa adicional, luego ásalas en el horno por 15 minutos a 300 grados Fahrenheit, dándoles ese sabor crujiente adicional.
 

Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Al hacer clic en "Unirse", acepta nuestros Términos y Política de privacidad
Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Al hacer clic en "Unirse", acepta nuestros Términos y Política de privacidad