maavaron
Estás siendo transferido a la página solicitada...
header print

11 Lecciones De Vida Que Aprendí De Mi Mamá

Mi madre es una de las personas más inteligentes que he conocido a lo largo de mi vida; no porque haya tenido un trabajo increíble o porque haya estudiado en la Universidad, sino por toda la sabiduría y las lecciones que aprendió de lo que denominaba  ''la escuela de la vida''.  En un esfuerzo por conservar sus palabras y poderlas compartirlas con mis hijos, he decidido escribir sus mejores consejos y pensamientos . Espero que algunas de sus inspiradoras palabras te den el ánimo que necesitas para seguir y te ayuden tanto como me ayudaron a mi.

 
1. Inspira en el futuro, exhala el pasado.
No importa el lugar donde te encuentres, ni la situación por la que estás atravesando, recuerda que siempre hay una luz al final del camino y que no hay mal que dure 100 años.  Nunca esperes, asumas o demandes nada, sólo haz lo mejor que puedes hacer, controla lo que puedas, y deja ir lo que no está a tu alcance.
2. Que los demás te acepten por lo que eres.
Siempre habla con la verdad aunque tu voz te tiemble y sepas que tu discurso no será bien recibido, hazlo.  Eres una persona hermosa y única, por lo que si no te expresas, el mundo perderá un tesoro muy valioso: tu opinión. Haz tu camino con confianza y orgullo, no esperes que todo el mundo esté de acuerdo contigo ni entienda tu viaje.
 

3. Ya no eres el que solías ser, y eso está bien.

Todas las personas experimentan situaciones que terminan produciendo cambios en su vida y en su personalidad, y tú no eres la excepción. Tus perspectivas cambian, tus gustos cambian, tus creencias políticas podrían cambiar también, y aunque lo dudes, todo eso es normal. Si las personas te acusan de haber cambiado sólo contéstales: "Claro que he cambiado. De eso se trata la vida. Sigo siendo la misma persona, sólo que más fuerte y sabia".

 

4. Todo lo que ocurre te ayuda a crecer.

Toma todo lo que te da la vida como una oportunidad para mejorar y ser una mejor versión de ti mismo. Pase lo que pase aférrate a la esperanza. Aprende de todo y no temas cometer el mismo error las veces que sean necesarias, si eso te ayuda a crecer.

 

5. La vida es sencilla.

Enfócate en una cosa a la vez. No tienes que hacerlo todo para complacer a los demás y ser una persona ''perfecta''. Respira, toma conciencia del presente, y haz lo que esté a tu alcance, ya que es lo mínimo que cualquiera, incluso tú mismo, podría esperar.

 

6. Sé positivo

Tu pena o infelicidad no esta determinada por tus circunstancias, sino por tu actitud. Sonríe a aquellos que quieren dañarte, y muéstrales que no pueden quitarte la felicidad tan fácilmente. Tu fuerza de voluntad es más fuerte de lo que piensas.

7. Aprende a dejar ir a las personas

Algunas personas son malas para ti, algunas necesitan hacer cosas por sí mismas, y otra podrían necesitar que les den una lección. Aunque no es fácil decir adiós, a veces es simplemente necesario, en el futuro lo entenderás...
 

8. Préstale atención a tus seres queridos
Cuando las personas dicen: "Estoy bien", debes mirarlos a los ojos, abrazarlos fuerte y contestar: "Sé que no lo estas". No te sientas molesto si algunas personas se acuerdan de ti sólo cuando te necesitan, siéntete molesto si ellos no están cuando tú los necesitas.
 
9. En algunas ocasiones obtener resultados significa deshacerte de personas que te limitan
Sin importar cuánto las ames, hay determinados tipos de personas que representan un obstáculo a la hora de alcanzar tus metas. Casi todo el mundo se encontrará más de una vez en la vida con este tipo de personas. Cuando entiendes quién eres y qué deseas lograr en la vida, te das cuenta que hay personas que no ven las cosas de la misma manera que tú. Guarda los recuerdos hermosos que tuviste con esa persona, y sigue adelante para lograr tus objetivos.

10. Si no puedes encontrar tu final feliz, es posible que debas buscar un nuevo comienzo
 

Todos fracasamos de vez en cuando, es parte de la vida. No seas terco y acéptalo. Las personas más fuertes son aquellas se levantaron del suelo y volvieron a empezar después de haber caído y perdido las esperanzas. Nunca es tarde para empezar de nuevo. Toma la decisión.
11. "No puedo creer que hice eso" es mucho mejor que "Desearía haberlo hecho"

No vivas tu vida tratando de impresionar a los demás, vive tu vida tratando de impresionarte a ti mismo. Si quieres hacer algo, hazlo, si deseas lograr algo, hazlo. Es mejor arrepentirnos por haberlo hecho que pasarnos la vida preguntándonos qué hubiese pasado si...

 

Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Regístrate gratis
Qué quisiste decir: