maavaron
Estás siendo transferido a la página solicitada...
header print

8 Usos Eficaces De Los Polvos De Bebé En Tu Jardín

 ¿A quién no le gusta un buen producto multitarea, especialmente uno que probablemente tengamos a mano fácilmente? Éste en particular seguramente está en tu baño mientras hablamos: polvos de talco para bebés. Ya sea que los uses en tus nietos o en ti mismo, probablemente tengas algunos, y probablemente tengas más de los que necesitas (¡después de todo, un poco sirve de mucho)! Afortunadamente, para nosotros, este exceso de polvo se puede utilizar con gran efecto en nuestros jardines.
 
 
1. Mantén a las hormigas a rayausos polvos de talco de bebé jardín

Las hormigas no son la peor plaga que puedes encontrar en tu jardín, pero cada jardinero doméstico sabe que cuanto más tentador sea tu jardín, más probable es que estos pequeños insectos encuentren su camino a través de él y hacia tu hogar. Afortunadamente, ¡el polvo para bebé puede ayudar aquí! Simplemente rocía un poco alrededor de los cimientos, entradas y otros puntos de acceso. Las hormigas odian esto, y desviarán su camino hacia otra dirección, ¡y lejos de tu casa!

 

2. Fuera pulgones
También conocidos como piojos de las plantas, moscas verdes, moscas negras y moscas blancas, estas plagas que matan la planta y que chupan la savia tienen una relación mutua con las hormigas. Así es, algunas especies de hormigas protegen y se alimentan de la leche que producen los pulgones, e incluso transportan huevos de una planta a otra. Entonces, al mantener a las hormigas alejadas, también mantendrás a los pulgones alejados. Simplemente espolvorea un poco de polvo de bebé alrededor de las flores donde las haya notado.

 

3. Destierra a los escarabajos
Los poderes para disuadir a las plagas de los polvos para bebés no se limitan a las hormigas y los pulgones. Otro insecto problemático común en el jardín los odia: el escarabajo japonés. El polvo de bebé evitará que estos insectos que destruyen las hojas puedan masticar a través de tus plantas. Simplemente rocía un poco de polvos de bebé en las hojas, y vuelve a aplicarlos después de que llueva hasta que la temporada de escarabajos haya terminado.

4. Disuade a los conejosusos polvos de talco de bebé jardín
Los jardineros estadounidenses no solo tienen que preocuparse por los insectos que atacan a sus plantas: las plagas también pueden venir en una forma peluda y adorable. Los conejos son algunos de los más persistentes, saltando a los macizos de flores para comer todo lo que puedan. El polvo de bebé los desanimará de comer las plantas más jóvenes y las plántulas. Simplemente agita un poco de polvo sobre ellas, y estarán fuera del menú de la cena de los conejos.
 

5. Tus guantes más suaves
Tus frutas, verduras y flores no son las únicas cosas que se beneficiarán de la adición de polvos para bebés a tu rutina de jardinería; ¡Tus manos también te lo agradecerán! ¿Alguna vez has notado cómo al final de un día de jardinería, tus guantes son difíciles de quitar y/o te dejan las manos enrojecidas? Bueno, el polvo de bebé ayudará. Todo lo que tienes que hacer es rociarlo dentro de los guantes antes de ponértelos e ir a trabajar. Se deslizarán mucho más fácilmente al final del día, y dejarán tu piel sintiéndose suave también.

 

 

6. Consigue que las herramientas sean menos ásperas
Otra forma de proteger tus manos en el trabajo es evitar que tus rastrillos, cizallas y palas te provoquen ampollas. No solo recubrirlos con polvo para bebés protegerá tus manos de la aspereza, sino que agregará una sujección suave para evitar que se te escapen de las manos.
 
7. Renueva tu calzadousos polvos de talco de bebé jardín


Durante un día largo y difícil de jardinería, es obvio que terminarás sudando bastante. Para refrescar tus botas, solo agrega un poco de polvo de bebé al interior de las plantas para absorber la humedad y evitar el hedor y el moho.

 

8. Mima tus brotes
Las pequeñas plántulas, al igual que los humanos pequeños, pueden ser protegidas con polvo de bebé. Dale a los bulbos que estés preparando una posición de ventaja y una protección adicional contra las plagas dándoles un baño de polvo para bebés antes de plantarlas en el suelo. Todo lo que necesitas hacer es colocar los bulbos en una bolsa de plástico con cremallera (5-6 a la vez), agregar 3 cucharadas de polvo de bebé y agitar con cuidado para que queden bien cubiertos.

 

Fuente:  tiphero
Fotos:  depositphotos

Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Al hacer clic en "Unirse", acepta nuestros Términos y Política de privacidad
Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Al hacer clic en "Unirse", acepta nuestros Términos y Política de privacidad
App Logo
Esta app es fácil de usar
¡Pruébala! Descarga gratis