header print

4 Simples Formas De Abrir La Tapa De Un Frasco

El Redactor: Ysabel T. L.
 Pocas cosas son tan molestas como estar cocinando y tener que lidiar con la tapa de un frasco que no se abre. Pero las tapas de los frascos atascados no solo son complicadas o molestas, también pueden ser peligrosas, ya que hacer que se abran con objetos afilados o golpearlas contra la mesa puede provocar lesiones. Pero antes de tirar ese frasco obstinadamente atascado a la basura, derrotado y triste, prueba estos 4 métodos prácticos y seguros para abrir una tapa que está atascada.

1. Romper el sello

1. Romper el sello

No poder abrir un frasco no es un testimonio de debilidad, en la mayoría de los casos. De hecho, aplicar fuerza bruta para abrir un frasco puede no ser útil a veces, al menos no antes de romper el sello de vacío, especialmente si el frasco es nuevo. La forma más fácil de hacerlo es simplemente volteando el frasco de lado y luego golpeando el fondo del frasco unas cuantas veces. Si escuchas un chasquido, indica que el sello de vacío se ha roto y abrir el frasco ahora debería ser mucho más fácil.


Sin embargo, a veces este método no funciona. Otra buena forma de romper el sello de un nuevo frasco es tomando un rodillo o cualquier otro objeto pesado y golpeando suavemente los lados de la tapa mientras simultáneamente gira el frasco para cubrir todo el perímetro de la tapa. 

2. Usa agua caliente
2. Usa agua caliente
La mayoría de las tapas de los frascos están hechas de metal, que se expande cuando se expone al calor, una propiedad física que puede ayudarlo a sacar esos pepinillos en poco tiempo. Puedes calentar el frasco sumergiéndolo con la tapa hacia abajo en el fregadero (o tazón) con agua caliente, o sosteniendo el frasco horizontalmente y dejando correr agua caliente solo sobre la tapa, girando el frasco para calentar toda la tapa.
Calienta durante unos minutos, luego seca por completo e intenta abrirlo una vez más. Evita sumergir todo el frasco en agua caliente, ya que el vidrio podría rajarse o romperse y, además, el contenido del frasco podría calentarse. Manipula la jarra caliente con cuidado, preferiblemente con una toalla para evitar el contacto directo y evitar quemaduras.

3. Usa una toalla para mayor tracción

3. Usa una toalla para mayor tracción
A veces puede ser difícil abrir un frasco porque no tienes suficiente agarre para abrirlo. Para asegurarse de que tu agarre sea el mejor posible, asegúrate de que el frasco esté completamente seco y no tenga residuos aceitosos o pegajosos. Además, asegúrate de que tus manos estén secas y limpias.
Para mejorar aún más la tracción, también puedes usar una toalla, guantes de goma para platos o incluso una banda de goma. Envuelve el frasco con la goma elástica o el paño de cocina seco e intenta abrirlo de esa manera, o use guantes para agarrar mejor la tapa y el frasco. Lo mejor es combinar esto con los otros métodos que hemos sugerido, especialmente si se trata de una tapa extremadamente resistente.

4. Un truco útil para abrir un frasco

Si has probado todos los métodos anteriores, pero nada parece funcionar, también puedes probar este truco que requiere cinta adhesiva. Toma un trozo largo de cinta adhesiva, envuélvelo alrededor de la tapa, dejando unos pocos centímetros de cinta sueltos; luego lo usará como asa.

Ahora, doble el trozo de cinta adhesiva colgante por la mitad y luego déjelo un buen tirón hasta que vea que se abre. El video a continuación te brinda una demostración visual paso a paso de este método.

 

Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Al hacer clic en "Unirse", acepta nuestros Términos y Política de privacidad
Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Al hacer clic en "Unirse", acepta nuestros Términos y Política de privacidad