header print

¿Tienes Una Plaga De Roedores En Casa?

En ocasiones, más cuando el clima comienza a enfriarse, los ratones deciden buscar refugio en las casa. Y como a cualquier invitado no deseado, seguramente debes querer deshacerte de ellos lo más pronto posible. Si no deseas contratar a un fumigador o exterminador, o comprar las típicas trampas para ratas, existen maneras más humanas de quitarte el problema de encima.

Datos acerca de los ratones:
 
Los ratones son pequeños roedores con una variedad de especies, de las cuales, la más conocida es la de los ratones de hogar, los mayores responsables de las plagas en las casas. Estos pequeños mamíferos nocturnos han vivido junto con los humanos por miles de años, tomando ventaja de nuestras alacenas y cálidas viviendas.
Los ratones además son muy utilizados en experimentos científicos, ya que su constitución genética y sus atributos biológicos son similares a los de los humanos, y en ocasiones son tenidos como mascotas. El problema comienza cuando los ratones salvajes, que poseen parásitos y causan daños estructurales mordisqueando la madera, yeso, e incluso cables eléctricos, deciden que vivirán en tu hogar junto a ti.

¿Cómo lidiar con la plaga?:

1. Aceite de menta: El poderoso aroma agobia al sentido olfativo del ratón, y puede ser utilizado como un disuasivo efectivo. Coloca bolas de algodón humedecidas con aceite de menta en todos los huecos de ratones que puedas encontrar y observa como los pequeños roedores se irán. 
 
2. Puntos de entrada del techo: Bloquea todos huecos de ratones que veas en la casa, luego chequea por las paredes, jardines, sótanos, en los rincones, etc. Una vez que se encuentre todo sellado, los ratones tendrán un arduo trabajo intentando penetrar nuevamente a tu casa.
 
3. Lana de acero: Coloca lana de acero en cada uno de los huecos de ratones que encuentres. Ellos trataran de roerlo y cuando se vean en dificultades, por lo duro del material, se irán a otro lugar.
 
4. Mantén tu casa limpia: La manera más sencilla de atraer la atención de los roedores en teniendo comida en cualquier lugar de la casa. Mantén tu casa limpia y los ratones no se verán atraídos a tu hogar.
 
5. Deshidrata excremento de serpientes: Sí, es horrible, pero las serpientes son los predadores naturales de los ratones, y el olor a los desperdicios de las primeras es suficiente para ahuyentar a los roedores lo más lejos de tu hogar posible. Puedes encontrarla en tiendas de mascotas o zoológicos.
 
6. Trampas: Existen diferentes tipos de trampas que no matan o lastiman a estas pequeñas criaturas. Son trampas creadas para atrapar a los ratones, que no cuestan mucho dinero, y solo los mantienen atrapados hasta que los puedes soltar en algún lugar lejano. El único problema es que debes liberar al roedor por tus propios medios.
 
7. Trampas pegajosas: Este tipo de trampas son una hoja de papel, cubierta con pegamento. Debes colocar un trozo de comida en el medio y dejar cerca de los huecos de ratones. Estos saldrán a chequear que hay de nuevo, oliendo el abandonado trozo de alimento y se quedarán atrapados en el pegamento. Estas trampas no pretenden matar al ratón, con lo que puedes liberarlo en la naturaleza, lejos de tu hogar.
 
8. Repelentes ultrasónicos: Existen dispositivos ultrasónicos pequeños que se enchufan y producen un ruido que el ratón no puede soportar (pero es inaudible para los humanos).
 
9. Arena sanitaria de gatos: Esparce un poco de la arena que se utiliza para las cajas de higiene de los gatos por los lugares que sospechas que se esconden los ratones. El olor que emiten es bastante fuerte y disuasivo para los roedores.
 
10. Adquiere un gato: Aunque parezca menos humano, es lo natural, y el aroma a los gatos servirá para ahuyentar a cualquier ratón que desee tomar residencia en tu casa, y tu nuevo amigo felino hará el trabajo de espantar a aquellos que se resistan.
 
 
Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Regístrate gratis
Qué quisiste decir: