header print

Chiste: Juan y La Cortadora De Pepinos

Juan trabajaba en una fábrica de pepinos. Llevaba trabajando allí bastantes años, hasta que un día llega a casa y le confiesa a su mujer que tenía una terrible tentación.

Tenía unas ganas terribles de meter su miembro dentro de la cortadora de pepinos. Su mujer le recomendó ir a un terapeuta sexual para superarlo, pero el decidió superarlo por si mismo.

 

chiste: la cortadora de pepinos
 

Después de semanas, Juan llego un día a casa totalmente destrozado. Su mujer supuso que algo iba mal y le pregunto qué había pasado.

 

 “¿Te acuerdas de que te conté que tenía unas ganas terribles de meter mi pene dentro de la cortadora de pepinos?”

 “Si, Juan, ¿no lo habrás hecho? ”

 “Si, cariño, no pude frenarme”...

 “Dios mío Juan, ¿qué te ha pasado?”

“Me han despedido.”

 “Me refiero a ¿qué es lo que ha pasado con la cortadora de pepinos?” 

 “Ah, a ¡¡ella también la han despedido!!”    

Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Regístrate gratis
Qué quisiste decir: