header print

Monstruos De Las Profundidades, El Océano Oscuro

El Redactor: Jessica Quinonez
 Era una práctica común entre los cartógrafos medievales dibujar todo tipo de monstruos marinos en áreas del océano que estaban inexploradas o que se creían peligrosos. Y si bien puede parecer que nos estamos quedando sin espacios inexplorados en nuestros mapas, todavía queda una última frontera donde los monstruos sí viven: el océano profundo.
 
A medida que el agua se oscurece, las criaturas se vuelven extrañas y desarrollan todo tipo de mutaciones para adaptarse mejor al ambiente de tono negro y alta presión. Muchas criaturas en la zona batial del mar son ciegas, ya que la luz solar apenas penetra tan profundamente en el agua, y la única otra luz proviene de la vida marina que ha desarrollado bioluminiscencia como una forma de atraer presas o como protección.
 
Éstos son algunos de los animales más extraños y aterradores de las aguas profundas:
 
1. Calamar gigante 
Salido de los cuentos del kraken, bestias de tentáculos colosales que llevan los barcos al fondo del océano, llega el calamar gigante: un depredador que puede llegar a los 43 pies de largo. Se alimenta agarrando a su presa con anillos de succión unidos a sus dos tentáculos (sus otras extremidades se conocen más correctamente como brazos) y la desgarra con su poderoso pico y su lengua de sierra. 
2. Calamar vampiro 
A pesar de su nombre alarmante (¡su nombre científico completo es "calamar vampiro del infierno"!), sus ojos son de color rojo sangre y el interior de su capa se alinea con espinas aterradoras, este cefalópodo es realmente inofensivo y se alimenta principalmente de desechos. Su cuerpo está cubierto de órganos especiales que son capaces de emitir una luz deslumbrante para desorientar a los posibles depredadores. 
3. Isópodo gigante 
Aunque superficialmente es similar a los camarones y otros crustáceos más familiares, esta monstruosidad segmentada, en realidad está más estrechamente relacionada con la cochinilla. Estas bestias fuertemente blindadas son principalmente carroñeras, pero se sabe que también se alimentan de animales vivos, y en un caso filmado, un isópodo gigante se adhirió a la cara de un tiburón, del cual comenzó a alimentarse mientras se revolcaba sobre él *estremeciéndose*.
4. El pez pescador
El pez pescador de alta mar es del que están hechas las pesadillas. Las hembras tienen fauces gigantes alineadas con dientes largos y afilados y emplean un apéndice radiante que cuelga sobre su cabeza para atraer presas crédulas. Los machos son pequeños y están poco desarrollados y se reproducen al unirse a las hembras, fusionándose finalmente en la piel de la hembra y convirtiéndose en una parte vestigial de este monstruo. 
5. El tiburón goblin 
Aunque la mayoría de los tiburones son terroríficos, este también es muy feo. En la mayoría de los tiburones, el hocico está unido directamente a las fauces, pero no en el tiburón goblin. De hecho, sus mandíbulas pueden inclinarse hacia adelante como una especie de monstruo alienígena, incluso pueden sobresalir hasta la punta de su hocico. 
6. Anguilas pelícano
Las anguilas pelícano (o golondrinas) en realidad no son anguilas, aunque están estrechamente relacionadas con ellas. Su característica más distintiva es sus fauces gigantes, que pueden usarse para tragar animales mucho más grandes que la anguila en sí. Su cola con forma de látigo termina en una bombilla incandescente, que supuestamente usa para atraer a las presas, al igual que lo hace el pez pescador.
7. Tiburón con volantes
Con su largo cuerpo serpentino, pronunciadas agallas y líneas sobre líneas de infernales dientes afilados como cuchillas, esta criatura es un verdadero monstruo marino. Al igual que otras criaturas de aguas profundas, rastrearlo es muy difícil, pero probablemente atrapa a sus presas enrollando y lanzándose hacia adelante como una serpiente. Otra posibilidad es que manipule sus propias agallas, haciendo que la presión del agua haga que la presa se acerque más a su boca. 
8. Cachalotes 
Aunque están más cerca de los delfines y las orcas que de las verdaderas ballenas (que no poseen dientes y se alimentan tragando lo que entra en sus bocas cuando nadan), los cachalotes son una de las criaturas más grandes de la tierra, alcanzando los altísimos 60 pies de largo y con un peso de alrededor de 50 toneladas. Son los depredadores más grandes del mundo y de los mamíferos buceadores más profundos. Se alimentan principalmente de cefalópodos, incluido el aterrador calamar gigante. 
9. Pez miraestrellas 
A pesar de su nombre que suena romántico, esta monstruosidad es cualquier cosa menos eso. Llamados así por su boca y sus ojos orientados hacia arriba, los miraestrellas son depredadores emboscados que se hunden en el suelo del océano y se lanzan a la presa lo suficientemente ingenua para nadar demasiado cerca del fondo del mar, a menudo devorándola toda de un sólo bocado. Para el colmo, también son venenosos. 
10. Cangrejo araña japonés 
Este crustáceo, llamado así por sus extremidades angulosas que le dan la apariencia de una grotesca “típula" tiene la envergadura más larga de todos los invertebrados exoesqueléticos, y puede alcanzar 18 pies de longitud total, con un peso de hasta 42 libras. A pesar de su temible apariencia, son carroñeros y recolectores y son considerados un manjar japonés.
Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Al hacer clic en "Unirse", acepta nuestros Términos y Política de privacidad
Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Al hacer clic en "Unirse", acepta nuestros Términos y Política de privacidad