maavaron
Estás siendo transferido a la página solicitada...
header print

6 Pensamientos Para Iniciar El Día Con Positivismo

 A medida que avanzamos en nuestra vida cotidiana, consideramos la rutina como ''lo normal'' y aplazamos las ilusiones pensando que siempre habrá otra oportunidad para triunfar. Sin embargo, la verdad es diferente, ya que nadie sabe cuándo nos llegará nuestro día final. Aquí te dejamos seis pensamientos que nos ayudan a iniciar cada mañana con buena actitud y mantener una perspectiva más brillante sobre la vida:
 
1. ''Estoy vivo''...¡Qué afortunado soy!
Parece algo obvio pero cuando abro mis ojos tomo un momento para recordarme a mi mismo que estoy aquí: aquí para observar, aquí para sentir y aquí para pensar en el viaje que he hecho a lo largo de este camino que es la vida.
2. Me pregunto qué me traerá la vida...

La curiosidad es una buena razón para mirar hacia adelante en este nuevo día, el cual es tan fantástico y fascinante como tus mismos sueños. Y aunque no podemos anticipar qué pasará durante el día, puede que un acontecimiento importante o algo divertido esté por suceder. Algo que seguramente quedará impregnado en nuestra mente para recordar más adelante.

Cada día es un curioso rompecabezas, y ya sabes que no podremos ver la imagen completa hasta completarlo. Algunos días son malos; tenemos dos posibilidades aprender la lección o guardar un recuerdo triste. Y por el contrario, algunos días son agradables, tanto así que los recordamos siempre como si hubiesen sido ayer. Otros días son completamente normales, pero trata de aprender siempre algo nuevo y habrán valido la pena.
 

 

3. Daré lo mejor de mí en este día y descansaré por la noche con satisfacción. 

Mira al mundo y dí '' yo estoy aquí para aportar algo''. Cada día es una oportunidad para demostrar mi valor, ya sea cuidando de mis seres queridos, ayudando a los demás, haciendo un buen trabajo o simplemente viviendo la vida que quiero de la forma que quiero.

No importa lo que haga, siempre y cuando sienta que no he perdido el día en algo frívolo o superficial. Incluso si trabajo duro durante todo el día, haré lo posible para estar orgulloso de ello. Eso es lo que quiero de mi día - la satisfacción de hacer las cosas bien.

4. Me amo y me acepto incondicionalmente...
Lo creas o no, me costó 40 años aceptarlo. Pero ahora, cuando abro mis ojos sólo puedo estar feliz por todo lo que soy. Toda la sabiduría que he aprendido, los recuerdos que tengo y la imaginación que poseo -todo eso me ha hecho ser la persona que soy-. Estoy orgulloso de ser yo mismo y de embarcarme en ese viaje de auto-creación que me llevó de vuelta a mí.
5. Veo el mundo con ojos de asombro...

He visto muchas cosas antes pero nunca había visto EL HOY. El mundo está lleno de personas y cosas maravillosas. Sólo necesito ir al computador más cercano para acceder a casi todo el conocimiento humano. Hay lugares vivos para ver, tenemos familia y amigos para disfrutar, libros para leer, exposiciones para ver y mascotas para jugar.

El mundo es increíble, y yo lo trato de recordar cada mañana antes de irme a la cama. Sólo cuando tienes ese tipo de apreciación del mundo, empiezas a notar esos pequeños y hermosos detalles que antes no percibías. El color del cielo, el olor de la lluvia, etc...

6. Tengo todo el tiempo que necesito...

No se gana nada cuando vas corriendo por la vida con la sensación de no tener suficiente tiempo. Y esta es una de las mejores lecciones que he aprendido. La vida es demasiado preciosa para gastarla en prisas. Crees que hay tiempo para todo y que tu vida gira a tu propio ritmo.  

Si tienes un sueño, trabaja cada día en él, pero SIN prisas. Sólo acepta que el tiempo pasa y que has hecho lo que podías. El tiempo nunca dejará de pasar - Depende de nosotros movernos con él o luchar contra él. 

¡Ahora ve y ten un maravilloso día!

Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Regístrate gratis
Qué quisiste decir: