maavaron
Estás siendo transferido a la página solicitada...
header print

Razones Para Dejar De Sentarse Con Las Piernas Cruzadas

 Sentarnos con las piernas cruzadas es un hábitos que tendemos a hacer de manera inconsciente y automática. Incluso lo hacemos cuando nos sentimos cansados de estar en una posición normal, cuando sentimos algo de frío, o en el caso de las mujeres, para vernos más elegantes o femeninas; y aunque puede ser cómodo y no perjudicial cuando se trata de un tiempo corto, sentarnos con las piernas cruzadas puede tener peligrosas consecuencias para la salud si lo hacemos con frecuencia. Aquí algunas de ellas:
 
no te sientes con las piernas cruzadas

1. Puede causar parálisis del nervio peroneo

Hay más de una causa para la parálisis del nervio peroneo, y sentarnos con las piernas cruzadas es una de ellas. Surge como consecuencia a la dificultad o incapacidad para levantar el pie en el tobillo debido a una interrupción en el nervio peroneo, y se produce como el resultado de la tracción y la compresión del nervio en las rodillas y las articulaciones de la cadera, o tobillos. Estas interrupciones podría ser provocadas por permanecer durante mucho tiempo en la misma posición, y por supuesto por sentarnos con las piernas cruzadas.

2. Puede subir tu presión arterial

Después de varios estudios llevados a cabo en 2010, se probó que sentarnos con una pierna encima de la otra puede aumentar tu presión arterial. Sin importar si sufres o no de este tipo de problemas, debes evitar, en lo posible, sentarte en esta posición para prevenir problemas y complicaciones en la circulación de la sangre.

La razón por la cual surgen estos problemas de salud se debe a que cuando nos sentamos en esta posición, se aplica presión en la zona de la rodilla( el envío de la sangre desde las piernas hasta el pecho)  por lo que el corazón se ve obligado a  bombear más sangre, lo que aumenta la presión arterial.

 
no te sientes con las piernas cruzadas

4. Puede dar lugar a las arañas vasculares

Las várices o arañas vasculares son causadas por una gran variedad de factores, incluyendo los genes, como se explica en este artículo. Sin embargo, cruzar las piernas es uno de los factores que más contribuyen a fomentar estas condiciones, ya que ejerce presión sobre las venas, haciendo que se vuelven más estrechas y más débiles. Como resultado, la sangre puede fluir hacia atrás, lo que produce una acumulación de sangre en las piernas, lo que a su vez causa que tus venas se inflamen.

 5. Puede causar una mala postura

De acuerdo a un estudio, sentarse con las piernas cruzadas por más de tres horas al día puede conducir a una postura encorvada, dolores en la espalda baja y el cuello, y malestar en las caderas.

 Entonces, ahora que conoces los riesgos, asegúrate de recordarte a ti mismo descruzar las piernas cada vez que te des cuenta que lo estás haciendo inconscientemente. Y por supuesto, haz que otros tomen consciencia sobre estos consejos compartiendo este artículo. ↓

Fuente: brightside.me

Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Regístrate gratis
Qué quisiste decir: