header print

¿Cómo Blanquear La Ropa De Forma Natural?

Cuando se trata de blanquear la ropa, muchos de nosotros dejamos de utilizar lejía por ser un producto abrasivo, que puede irritar la piel, los ojos y las vías respiratorias. Sin embargo, afortunadamente, existen otros métodos para blanquear medias, sábanas, toallas y otras telas de, utilizando productos económicos y seguros, que la mayoría de las personas tiene en su hogar. 

Ingredientes

Jabón para lavar ropa
Vinagre blanco destilado
Bicarbonato de sodio
Peróxido de hidrógeno 3% (agua oxigenada)
Detergente
Limones
Luz solar

Herramientas

Tazas de medición
Olla grande

Instrucciones
 
Nota: con excepción del enjuague en limón y la luz solar, asegúrate de utilizar solo un ingrediente a la vez. Aunque cada uno de estos métodos debería ser 100% efectivo en telas de algodón, siempre es recomendable probar en un sector pequeño antes de realizar una carga entera. 
 

Vinagre destilado – El vinagre sirve para blanquear, refrescar y suavizar la tela. Incorpora 1 ½ taza de vinagre blanco destilado junto con el jabón para lavar ropa que utilizas siempre. No te preocupes sobre el olor del vinagre, ya que este desaparecerá luego del secado. El vinagre también puede rociarse sobre cuellos y mangas de camisas para cumplir con la misma función. 

Bicarbonato de sodio – Este producto también sirve para sirve para blanquear, refrescar y suavizar telas. Antes de comenzar el lavado, agrega ½ taza de bicarbonato de sodio junto con el jabón para lavar ropa que utilizas siempre. Para tratar manchas específicas, prepara una pasta con bicarbonato de sodio y agua, y aplícala directamente sobre la zona afectada. 
 

 
Agua oxigenada – El peróxido de hidrógeno es un blanqueador libre de cloro. Antes de comenzar el lavado, agrega ½ taza de agua oxigenada junto con el jabón para lavar ropa que utilizas siempre.
 
Detergente para platos – El detergente para platos también puede utilizarse para lavar la ropa. Si tienes un detergente libre de cloro y fosfato, incorpora media taza antes de comenzar el lavado. 
 

Jugo de limón – El jugo de limón sirve para blanquear y refrescar telas. Agrega entre ¼ y ½ taza de jugo de limón junto con el jabón para ropa. Luego inicia el lavado normalmente.

Remojo en limón – Llena una olla grande con agua y rodajas de 3 a 4 limones, y llévala a hervor. Apaga el fuego, y sumerge las telas que desees blanquear. Deja en remojo por una hora y, luego, lava normalmente. 
 

Luz solar – Colgar la ropa al sol es una excelente forma de complementar el blanqueado. 
 
Artículo original: Apartmenttheraphy
 
Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Regístrate gratis
Qué quisiste decir: