header print

¡Consejos Para Evitar La Deficiencia De Potasio!

El potasio es mineral clasificado como electrolito, es decir un compuesto químico con iones libres que se comportan como medio de conducción eléctrica. Esto significa que los electrolitos tienen la función vital de controlar la actividad eléctrica de nuestro cuerpo, incluyendo el funcionamiento del corazón. Como si esto fuera poco, nuestro cuerpo necesita potasio para asimilar y utilizar carbohidratos y proteínas, mantener los niveles de hidratación, y controlar las funciones musculares.

De acuerdo con los especialistas, un adulto promedio debería consumir una dosis diaria de 4.7 gr de potasio para asegurarse que todas estas funciones sean desempeñadas de forma correcta. Cuando una persona no recibe las cantidades necesarias de este mineral, es posible que desarrolle hipopotasemia, un trastorno en el equilibrio hidroeléctrico del cuerpo, que se manifiesta con un estado general de fatiga, debilidad muscular, y calambres.

Al tener un fuerte impacto en todos los músculos del cuerpo, el potasio juega un rol fundamental en el funcionamiento de los músculos del corazón. Esto significa, que la deficiencia de este mineral podría aumentar el riesgo de sufrir una arritmia o un infarto, especialmente en personas que ya padecen alguna condición cardíaca.

Causas de la deficiencia de potasio

Las enfermedades crónicas, los episodios prolongados de diarrea y vómitos, las enfermedades renales, el alcoholismo, el abuso de laxantes, y los trastornos alimenticios, como la bulimia, son algunas de las principales causas de la deficiencia de potasio.

Por esta razón, las bebidas recomendadas para las personas que padecen alguna de estas afecciones suelen contener grandes cantidades de potasio, como las bebidas deportivas, que fueron pensadas para restaurar los minerales y las sustancias perdidas durante la actividad física. 

Si debes acudir a una sala de emergencias por deficiencia de potasio, lo más probable es que seas tratado con líquidos ricos en electrolitos, o mediante dosis intravenosas de potasio. Aunque los casos menos urgentes pueden ser tratados con suplementos, siempre es recomendado consultar con un profesional de la salud antes de comenzar con la ingesta. 
 

Dieta para aumentar el potasio

Afortunadamente, el potasio está presente en una gran variedad de alimentos, lo cual significa que es posible prevenir y combatir esta condición incorporando ciertos alimentos a nuestra dieta diaria.

Frutas – Las bananas son excelentes fuentes de potasio, con una especial efectividad a la hora de tratar los calambres musculares. Para incorporar esta fruta a tu alimentación diaria, puedes preparar batidos de banana y nueces, o disfrutar de un delicioso pan de banana. Las naranjas, los mangos, los kiwis, los dátiles y los damascos también aportan buenas cantidades de este mineral. 


Vegetales – Los vegetales ricos en beta-caroteno, como las zanahorias, las batatas y los pimientos, también suelen contener cantidades importantes de potasio. Si quieres aumentar los niveles de este mineral, anímate a preparar esta deliciosa ensalada de batata y granada.


Pescados – Los pescados son otra fuente recomendada de potasio. Las sardinas, por ejemplo, contienen nada más y nada menos que 365 mg por lata. Por otro lado, un filete de salmón puede llegar a contener entre 1.80 y 2 gr de potasio. Si utilizas alguno de estos pescados en tus preparaciones, asegúrate de combinarlos con pimientos o zanahorias para multiplicar la dosis de potasio. 


Carne – Si combinas carne magra asada con tomates, hojas verdes o frutos secos podrás crear un delicioso platillo con enormes cantidades de potasio.

Artículo original: Healthline
Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Regístrate gratis
Qué quisiste decir: