header print

El Cambio De Vehículos…

Un hombre que iba en un taxi con destino al aeropuerto, se acercó al conductor tocándole el hombre para preguntarle si tenía una lapicera para prestarle. 

Inmediatamente, el conductor gritó, perdió el control del auto, casi chocó contra un autobús y terminó a pocos centímetros de la vidriera de un local. Por unos segundos los dos hombres se quedaron en absoluto silencio. Luego, el taxista preguntó asustado: “¿Está bien? Disculpe por el accidente, pero casi me mata de un susto.”

El pasajero, también asustado, se disculpó con el conductor y le dijo: “Perdón, pero no pensé que un pequeño golpe en el hombre lo asustaría tanto…”

El conductor lo miró y le respondió: “No, no… soy yo el que se debe disculpar. El accidente fue mi culpa. Hoy es mi primer día conduciendo un taxi y en el trabajo anterior pase 25 años como conductor de un coche fúnebre.”
 
Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Regístrate gratis
Qué quisiste decir: