maavaron
Estás siendo transferido a la página solicitada...
header print

Evita Estos 5 Tipos De Comidas Si Sufres De Ansiedad

 Casi todos nosotros hemos sentido ansiedad como una respuesta natural a ciertas situaciones.

 

Si vives con estrés o ansiedad crónicos, puedes pasar gran parte de tu vida diaria administrándolo con herramientas como terapia, ejercicio y medicamentos contra la ansiedad.

¿Pero sabías que la ansiedad puede ser desencadenada por ciertos alimentos que ponemos en nuestros cuerpos?

Esto no quiere decir que estas herramientas y enfoques no sean necesarios para enfrentarse a la ansiedad; a menudo son opciones saludables para el estilo de vida de cualquier persona. Pero si la ansiedad todavía está afectando a tu vida, podría valer la pena echar un vistazo a lo que comes.

Sigue leyendo para encontrar cinco alimentos o bebidas que desencadenan ansiedad y sugerencias sobre qué comer en su lugar.

 

1. Alcohol

peor para la ansiedad

Lo creas o no, esa bebida que estás bebiendo para calmar tu ansiedad en realidad la empeora.

"Aunque parezca que calma los nervios, el alcohol puede tener un impacto negativo en la hidratación y el sueño, y ambos pueden desencadenar síntomas de ansiedad cuando se suprimen", explica Erin Palinski-Wade, autora de libros de autoayuda contra la ansiedad.

El alcohol cambia los niveles de serotonina y los neurotransmisores en el cerebro, lo que empeora la ansiedad, y cuando el alcohol desaparece, puedes sentirte aún más ansioso.

Beber con moderación, aproximadamente dos vasos de alcohol al día, generalmente es seguro, siempre que tu médico lo autorice.

2. Cafeína
peor para la ansiedad
¿Quieren quitarte el alcohol y ahora el café? Por desgracia, sí.

Según la Asociación Nacional del Café, el 62 por ciento de los estadounidenses beben café diariamente, y la cantidad promedio por día es ligeramente superior a 3 tazas por consumidor de café... y nuestro ritual matutino favorito en realidad podría estar haciendo más daño que bien.

"Los altos niveles de cafeína no solo pueden aumentar la ansiedad y el nerviosismo, sino que también disminuyen la producción de la sustancia química serotonina para sentirse bien en el cuerpo, causando un estado de ánimo deprimido", dice Palinski-Wade.

Por lo general, la cafeína es segura en dosis bajas. Pero altas dosis pueden causar efectos desagradables como la ansiedad y nerviosismo.

3. Alimentos añejos, fermentados y madurados
peor para la ansiedad
 

Un plato de carne y queso con un vaso de vino tinto suena increíblemente relajante, ¿verdad? En teoría, sí, pero según la ciencia, no tanto.

Los alimentos integrales como la carne de res, la leche y las uvas se vuelven gourmet cuando se curan, se fermentan y se maduran (bistec, queso y vino).

Pero durante el proceso, las bacterias descomponen las proteínas de los alimentos en aminas biogénicas, una de las cuales es la histamina. La histamina es un neurotransmisor que agrava la digestión, las hormonas y los sistemas cardiovascular y nervioso. En individuos susceptibles, puede desencadenar ansiedad e insomnio.

Para minimizar la intolerancia a la histamina, elige siempre alimentos frescos y busca la fecha de empaquetado de la carne y pescado.

4. Bebidas o comida con azúcares añadidos
peor para la ansiedad

No hay forma de evitar el azúcar el 100 por cien del tiempo, ya que está de manera natural en muchos de los alimentos que nos gusta comer, como la fruta.

Pero el azúcar agregado contribuye a la ansiedad general.

"Los azúcares añadidos hacen que el nivel de azúcar en la sangre se eleve a una montaña rusa de picos y caídas y, con él, tu energía también sube y baja", afirma Palinski-Wade. "Cuando el nivel de azúcar en la sangre se bloquea, tu estado anímico y los niveles de ansiedad pueden aumentar".

El cuerpo libera insulina para ayudar a absorber el exceso de glucosa y estabilizar los niveles de azúcar en la sangre, pero una subida de azúcar hace que el cuerpo trabaje demasiado duro para volver a la normalidad, causando los altibajos.

El consumo de grandes cantidades de azúcar procesado puede desencadenar sentimientos de preocupación, irritabilidad y tristeza.

Los alimentos que entran dentro de la categoría del azúcar agregado que debes considerar evitar o minimizar no se parecen a todos los postres. Los condimentos como el ketchup, ciertos aderezos para ensaladas, pastas y pan blanco pueden contener altos niveles de azúcar agregado.

 

5. Cremas no lácteas
peor para la ansiedad

Si estás dejando el café, también podrías dejar la crema. Muchas personas en estos días están tratando de controlar la cantidad de productos lácteos que consumen.

Cambiar a una crema no láctea convencional podría parecer una solución, pero estos reemplazos son abundantes en aceites hidrogenados, también conocidos como grasas trans, que están repletos de colesterol LDL y pueden reducir el colesterol HDL. Estas grasas se han relacionado con la depresión, la ansiedad y otros problemas de salud mental.

Si estás bebiendo café descafeinado y todavía quieres un toque de algo cremoso, los alimentos integrales siempre son la mejor opción, como la leche de almendras o la leche de soja.

 

Fuente

Imágenes

Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Al hacer clic en "Unirse", acepta nuestros Términos y Política de privacidad
Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Al hacer clic en "Unirse", acepta nuestros Términos y Política de privacidad
App Logo
Esta app es fácil de usar
¡Pruébala! Descarga gratis