maavaron
Estás siendo transferido a la página solicitada...
header print

¿A Qué Se Debe Tu Dolor De Espalda?

 El dolor es la manera en que nuestro cuerpo nos dice que algo anda mal. En el caso del dolor de espalda, la causa puede ser obvia: es posible que hayas estado involucrado en un accidente automovilístico o hayas levantado una caja demasiado pesada. Aunque también puede parecer un misterio. Sin embargo, si investigas un poco, la causa de tu dolor de espalda también podría resolverse. Entonces, si no estás seguro de por qué te duele,  puede que sea por una de estas 7 razones que te describimos.
 
 
dolor espalda
1. Te sientes estresado
No debería ser una sorpresa saber que el estrés puede causar músculos y nudos apretados en el cuello y la parte superior de la espalda. La ansiedad también puede causarte  espasmos en la espalda. Si sospechas que el estrés te causa dolor de espalda, intenta incorporar algunas técnicas de relajación como la meditación y la respiración profunda en tu rutina. Una clase de yoga semanal o un estiramiento intensivo ayudará a reducir el dolor de espalda baja.

2. Estás enganchado a la tecnología
Apretar un teléfono o una tableta durante varias horas al día puede provocar lo que ahora se ha denominado 'cuello de texto'. Tener un cuello caído y hombros redondeados agrega un peso adicional de 60 libras en la espina dorsal, lo que inadvertidamente puede cambiar tu postura y causar dolor de espalda. Para evitar que esto suceda, intenta  mantener el teléfono a la altura de los ojos.

3. No estás sentado correctamente
Del mismo modo que mirar hacia abajo con el teléfono imóvil puede causar problemas de espalda, sentarse todo el día también puede causar estragos en la columna vertebral. La mala postura puede causar dolor lumbar aumentando la cantidad de presión o tensión en los huesos, articulaciones, ligamentos y discos espinales. Mejora la postura al sentarte manteniendo los antebrazos y muslos paralelos al suelo, la cabeza alineada con el torso, los pies apoyados en el suelo o apoyados sobre un reposapiés y la espalda completamente apoyada.

4. Tienes un desequilibrio muscular en otra parte de tu cuerpo
Todo en tu cuerpo está interconectado. Tu dolor de espalda puede provenir de isquiotibiales apretados o abdominales débiles. Si otros grupos musculares son débiles, puede hacer que los músculos de la espalda hagan más trabajo de lo que deberían para mantener la columna vertical o moverse correctamente. Intenta  trabajar con un fisioterapeuta para identificar y corregir los desequilibrios específicos que están excediendo el límite de tu espalda.
dolor espalda
5. Tienes un disco abultado o roto
Los discos entre tus vértebras ayudan a amortiguar la columna vertebral. Con el tiempo, sin embargo, pueden aplanarse o romperse debido al envejecimiento natural o por ciertos movimientos o antecedentes familiares de enfermedad discal. Si bien no siempre causa dolor, cuando lo hace, puede ser muy incómodo. Si un disco abultado es el culpable, los médicos a menudo recetan medicamentos de venta sin receta, compresas frías y calientes y fisioterapia.
 

6. Algo más serio está pasando
Pancreatitis, úlceras o incluso una infección renal pueden causar dolor que se irradia hacia la espalda. También puede ser el resultado de una infección, osteomielitis, una infección de la columna vertebral. La mayoría de los dolores de espalda tienden a resolverse por sí solos en seis semanas, pero si los tuyos han empeorado, asegúrate de ver a un médico, especialmente si está acompañado de fiebre, entumecimiento en el área rectal y pérdida del control intestinal o de la vejiga.

7. Acabas de tener un bebé
Las estadísticas muestran que casi el 80% de las nuevas mamás sufren de dolor lumbar como resultado del estrés que se ejerce sobre el cuerpo durante el embarazo. Otra causa también puede deberse a los hábitos que resultan de cuidar a un bebé pequeño, como abrazar a un bebé en un lado del cuerpo o encorvarse mientras se amamanta, lo que puede provocar un desequilibrio muscular y afectar la curva natural de la columna vertebral. ¿Eres una mamá novata? Intenta ser consciente de mantener una buena postura alternando los grupos musculares para que no estés constantemente balanceándote.
Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Al hacer clic en "Unirse", acepta nuestros Términos y Política de privacidad
Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Al hacer clic en "Unirse", acepta nuestros Términos y Política de privacidad
App Logo
Esta app es fácil de usar
¡Pruébala! Descarga gratis