header print

Bicarbonato De Sodio Como Sustituto Del Polvo Para Hornear

 Imagina que un día estás cocinando algo en la cocina y necesitas polvo para hornear pero por error alcanzas el bicarbonato de sodio en su lugar. Afortunadamente, en la mayoría de las ocasiones logras percatarte a tiempo... 

Pero veamos que es lo que realmente sucedería si realmente vertiste bicarbonato de sodio en el tazón de mezcla sin darte cuenta del error. Para aclarar la confusión, aquí encontrarás todo lo que necesitas saber para distinguir claramente entre el polvo para hornear y el bicarbonato de sodio. 

 

Bicarbonato de sodio

El bicarbonato de sodio tiene muchas aplicaciones diferentes, desde la limpieza, remedios caseros y muchas otros usos relativos al bricolaje. Pero ¿cómo puede un producto ser tan versátil? La clave está en su simplicidad. El bicarbonato de sodio es un compuesto químico muy básico. Además de ser un elemento esencial, también tiene alta alcalinidad para contrarrestar los efectos de las sustancias ácidas.

No queremos aburrirte con una lección de química, pero considera lo que sucede cuando se mezcla bicarbonato de sodio con algo así como vinagre, suero de leche o jugo de limón. Ocurre una reacción y esto da lugar a la emisión de dióxido de carbono, que por lo general se puede ver en forma de burbujas.

Entonces en esencia el bicarbonato de sodio es un agente de fermentación. Si mezclamos el bicarbonato de sodio con algo ácido, reaccionará con él. El efecto también se puede lograr si el bicarbonato de sodio se calienta por sí solo, pero esto probablemente dará como resultado un sabor metálico que a menudo se asocia con niveles básicos de pH. Además de ayudar con la reacción química, la acidez produce burbujas de aire sin los problemas de sabor.

Polvo para hornear

Los panaderos saben que el bicarbonato de sodio está contenido como un ingrediente en el polvo de hornear. Sin embargo, se mezcla con otras sustancias. Si percibes algo común en estos ingredientes, es porque todos son ácidos. Esto significa que la reacción química mencionada anteriormente ocurre directamente en el polvo de hornear.

Muchos polvos para hornear que se pueden comprar hoy en día realmente contienen el efecto de 'doble levadura'; lo que significa que combinan dos reacciones químicas que acontecen en sucesión. La primera es una reacción de construcción de aire que se produce cuando los ingredientes secos y húmedos se mezclan entre sí, y la otra se produce cuando la mezcla se calienta.

Lo fundamental que tienes que tener en cuenta cuando se trata de hornear en polvo es la mezcla de sustancias ácidas y básicas, y el efecto de levadura que se producirá como resultado de eso. Independientemente de si utilizas polvo de hornear o bicarbonato de sodio, es necesario considerar la cantidad de aire que necesita. De hecho, muchos panaderos profesionales realmente utilizan ambas sustancias en diferentes cantidades para lograr efectos distintos.

 
Lo esto significa para un 'panadero casero'

Malas noticias: el bicarbonato de sodio no puede sustituir al polvo de hornear; esto es debido al elemento extra contenido en el polvo de hornear (aunque ambos tengan efecto de levadura en una receta). 

¿Qué haces cuando necesitas bicarbonato de sodio, pero sólo tienes polvo de hornear?

Trata de usar dos o tres cucharaditas de polvo de hornear por cada cucharadita de bicarbonato de sodio que necesites. En otras palabras, necesitas dos o tres veces más polvo de hornear que de bicarbonato de sodio para obtener el mismo poder de fermentación. Ten en cuenta que la receta podría quedar con un sabor un poco amargo. 

¿Qué sucede si el problema es al revés?

Si sólo tienes bicarbonato de sodio y necesitas polvo de hornear, la regla antes mencionada se invierte. Por ejemplo, si una receta requiere 3 cucharaditas de polvo de hornear, reemplázalas con 1 sola cucharadita de bicarbonato de sodio. Otra cosa que debes hacer para obtener el mismo efecto (de sustitución) es agregar un elemento ácido adicional. Como regla general, añade una cucharadita de vinagre o jugo de limón por cada media cucharadita de bicarbonato de sodio que agregues.

 

¿Cuánto tiempo duran el bicarbonato de sodio y el polvo de hornear?

El bicarbonato de sodio puede aguantar mucho tiempo si se almacena en un lugar fresco y seco, sin embargo el polvo de hornear sólo dura de tres meses a un año. Pero si está expuesto a la humedad una vez que está abierto, se estropeará rápidamente.

¿Cómo se puede comprobar si el bicarbonato de sodio todavía está bien para usar?

1. Agrega un cuarto de cucharadita de vinagre blanco o de sidra de manzana a una media taza de agua caliente.

2. Deja un poco de bicarbonato de soda en el agua caliente.

3. Si puedes ver burbujas y efervescencia, todavía está en buen estado para usarse.

¿Cómo puedes comprobar si el polvo de hornear sigue conservando un buen estado?

1. Mide media taza de agua caliente. No agregues vinagre.

2. Deja un poco de polvo de hornear en el agua caliente.

3. Si puedes ver burbujas y efervescencia, todavía está bien para usar.

Conclusión

Como se puede ver de todo lo anterior, el bicarbonato de sodio y el polvo de hornear son muy similares, pero NO SON LO MISMO. Mantén sus propiedades de fermentación (y recuerda la necesidad de mezclar con ácido), para asegurar ¡un horneado con éxito!

 

Fuente de Contenido: Tip Hero 

Imágenes: Deposit Photos

Regístrate gratis
Qué quisiste decir:
Regístrate gratis
Qué quisiste decir: